Select your Top Menu from wp menus
28 de mayo de 2024 8:03 am
El Papa Francisco presidió celebración de la Pasión del Señor en Viernes Santo

El Papa Francisco presidió celebración de la Pasión del Señor en Viernes Santo

Compartir

Este 15 de abril, Viernes Santo, el Papa Francisco presidió la celebración de la Pasión del Señor en la Basílica de San Pedro en el Vaticano.

En la celebración participaron alrededor de 3.500 personas entre fieles, cardenales, obispos, sacerdotes, todos debidamente distanciados y con mascarilla, las medidas de bioseguridad para evitar la propagación del coronavirus.

En la Basílica desprovista de ornamentos e iluminada tenuemente, en consonancia con la sobriedad de la ceremonia en la que no se celebró la Eucaristía, el Santo Padre rezó brevemente en silencio y de pie.

Lo hizo con la habitual vestimenta de púrpura de Viernes Santo, en recuerdo de la sangre de Cristo derramada en la Cruz.

El Pontífice se dirigió luego hasta su sede para proseguir con la liturgia de la Palabra, en la que se leyó un pasaje del libro de Isaías (52,13 – 53,12), se recitó el salmo 21, y se leyó en inglés la Carta a los hebreos 4:14-16, y 5: 7-9.

El Evangelio de San Juan que relata la Pasión de Cristo fue salmodiado, en latín y de manera solemne, por tres diáconos y el coro de la Basílica.

En el momento en que se relata la muerte del Señor, todo quedó en completo silencio y todos en la Basílica de San Pedro se pusieron de rodillas.

En la oración universal de los fieles en la que este Viernes Santo se reza por la Iglesia, el Papa, los obispos, sacerdotes, los catecúmenos, la unidad de los cristianos, los judíos, los que no creen en Dios y los gobernantes, el Papa Francisco también elevó una especial petición por los pueblos que sufren las “atrocidades de la guerra”.

“Oremos por los pueblos destrozados por las atrocidades de la guerra. Sus lágrimas y la sangre de las víctimas no se derraman en vano sino que anuncian una era de paz que surge de las llagas glorias de Cristo Jesús”.

Después se realizó la adoración de la cruz, aclamada tres veces en latín con las palabras “Mirad el árbol de la Cruz, donde estuvo clavada la salvación del mundo. ¡Venid a adorarlo!”.

Luego de rezar en silencio ante la Cruz y darle un beso, el Santo Padre presentó la Cruz ante los fieles presentes.

Al igual que otros años, el predicador de la Casa Pontificia, Cardenal Raniero Cantalamessa, pronunció la homilía. Esta vez su prédica llevó por título “Pilato dijo ¿Qué es la verdad?”.

Related posts