Select your Top Menu from wp menus
22 de junio de 2024 3:59 am
DE: Moral

DE: Moral

Compartir

Por Alejandro Villegas…

No hay nada ilegal en la designación del ex gobernador de Campeche, Carlos Aysa González como embajador de México, pero al menos moralmente es incorrecto.
Sin duda, el argumento del ciudadano senador Ricardo Monreal es acertado y sólido.
Pero permite recuperar el argumento que en su momento utilizó el ciudadano presidente al calificar algunas acciones del pasado como moralmente incorrectas.
Y ello se reafirma con la expresión del ciudadano vocero de la bancada de Morena, César Cravioto quien exhortó a los gobernadores de los seis estados donde se renovará la titularidad del Ejecutivo local el próximo 5 de junio, a portarse bien con la expectativa de obtener a cambio un premio.
De manera directa asumió un comportamiento moralmente incorrecto, que no puede ser aceptado por más que se quiera apreciar con optimismo.
Se trata de una expresión moralmente incorrecta por la que el ciudadano vocero debería ser reconvenido de manera severa por su partido al plantear una suerte de componenda.
Ambas expresiones permiten apreciar como desde el ejercicio del poder y la seguridad de contar con una mayoría legislativa la perspectiva del ejercicio del poder es distinta.
Lo que se considera inmoral en otros, aplicado a la 4 T parece no serlo.
Además, el hecho de que el ciudadano diputado Carlos Aysa se cambiara de la bancada del PRI a la de Morena y votará a favor de la reforma eléctrica del ciudadano presidente, en un episodio más de chapulinismo político tampoco tiene nada de ilegal, pero al menos moralmente es cuestionable, si se considera que estaba por concretarse la designación de su padre y ex gobernador como embajador de México.
Ante este panorama es inevitable cuestionar qué habrá sido de la cartilla moral que impulsó al inicio de su gestión el ciudadano presidente y que debía servir como elemento indispensable de instrucción social.
Biden
La conversación que sostendrá el ciudadano presidente con el presidente Joe Biden el viernes 29 de abril está en la atención de la clase política, sobre todo porque no se han dado a conocer los temas a abordar.
Y es que desde la lógica más elemental, si la administración Biden solicitó la conversación tuvo que haber planteado la temática, pero como en la 4T le gusta jugarle al policía chino, tendremos que esperar a que divulguen la información oficial desde la Casa Blanca.

Related posts