Select your Top Menu from wp menus
22 de junio de 2024 4:37 am
Aumento en precios de artículos y alimentos; será “una cuesta muy empinada”: comerciantes en pequeño

Aumento en precios de artículos y alimentos; será “una cuesta muy empinada”: comerciantes en pequeño

Compartir

Este arranque del año 2022 los mexicanos vivirán una cuesta de enero prolongada que se convertirá en una verdadera pendiente empinada para los consumidores pues ya se presenta una oleada de aumentos en diversos artículos, alimentos y combustibles sin contar la virulenta cuarta ola de Covid-19, Ómicron que impacta en la economía del país, advierte la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (ANPEC)

Advierten que el aumento al Impuesto Especial a Productos y Servicios (IEPS) que se activó este 1 de enero ya se refleja en el aumento de precios a refrescos, pan de caja, gasolinas cigarros pero lo peor es que perfila incrementos en breve a frutas, legumbres, verduras, abarrotes, papel higiénico, artículos de higiene personal, limpieza, cárnicos, embutidos, entre otros artículos

“La actualización del IEPS a gasolinas, diésel, cigarros y bebidas saborizadas desató el alza de precios al arranque de este año en muchos de los productos de consumo esencial, incluso desde los últimos días de diciembre del año pasado”, establece

Aquí algunos de los aumentos más sensibles: la cajetilla de cigarros pasó de $66 a $70 pesos; se incrementaron entre y $2 pesos, dependiendo la presentación, el pan dulce y los pastelillos, las botanas y las bebidas saborizadas; $2 pesos el pan de caja; así como los precios de gasolina subieron en promedio peso y el diésel .20 (promedio nacional).

Este alud de aumentos –advierte–perfila una retahíla de aumentos por venir en los segmentos de frutas, legumbres, verduras, abarrotes, papel higiénico, artículos de aseo personal y limpieza, huevos, lácteos, embutidos y cárnicos, entre otros.

La ANPEC alertó que el invierno, el Covid-19 Ómicron y la prolongada sequía nos conducen a un arranque de año 2022 complicado, por decir lo menos.

“Esta tendencia se ve consolidada por la virulenta cuarta ola de Covid-19, Ómicron, que está propagándose a una velocidad nunca antes vivida por la humanidad en pandemia alguna; más allá de lo letal o no de este embate, lo cierto es que está enfermando a la población y con ello hackeando la actividad económica de la sociedad”, explicó el presidente de ANPEC, Cuauhtémoc Rivera.

Aseguró que de nuevo se repiten las largas filas para la realización de pruebas PCR de Covid-19 en el país, y ya hemos llegado a más de 644 mil muertes y 4 millones de contagios.

“Estamos pagando con creces la laxitud y desenfreno de cómo vivimos las fiestas decembrinas de fin de año: el habernos quitado el cubrebocas, no haber guardado sana distancia y la participación en concentraciones tumultuosas en festivales y desfiles”, indicó

Fustigó que “todo este comportamiento suicida” ahora nos pasa la factura y las próximas semanas y meses la cuarta ola de Ómicron nos enfermará con toda su fuerza, debilitando nuestra actividad económica y fortaleciendo la escalada inflacionaria en los precios de los alimentos de la canasta básica, llevando a la inseguridad alimentaria a más de 30 millones de mexicanos y a que 2 de cada 10 mexicanos padezcan hambre.

Related posts